2012-06-16 PARIS

Segundo día (primero entero) en Paris y día durillo. Por lo intenso.

El tiempo no ha acompañado demasiado porque durante la mañana ha llovido intermitentemente en tiempo e intensidad.

Tras desayunar en el hotel (9 € y correcto pero flojito) nos dirijimos sin dilación de ninguna clase a la primera de las visitas que es, a la sazón, la Sainte Chapelle.

Traslado en metro más RER, tren de cercanías que complementa al anterior y gracias a nuestro museumpass nos libramos de una pequeña cola.

Mucha gente y magníficas vidrieras, como todo el mundo sabe y que yo no había visto a pesar de numerosos intentos.

Tras esto, a Nôtre Dame. Cola larguita y rápida, para la entrada gratuita en la catedral.

El interior no llama tanto la atención como el exterior y con el oscuro día que padecemos, menos aún.

De aquí al Memorial de la Deportación que conmemora los muertos franceses por la barbarie nazi, detrás de la catedral.

De aquí a la cripta de Nôtre Dame. Varios pedruscos y una larguísima historia que me salto de una tacada y hago, contra mi voluntad, saltarse de dos o tres a Santi y Encarna.

Paseo hacia el museo d’Orsay con escala para tomar una cerveza (ya es la una y propongo acompañarla de un sándwich para ahorrar tiempo y problemas, pero les parece que acabamos de desayunar) y paseo, más largo de lo esperado hasta el museo, donde hay una exposición temporal “Degas y el desnudo” muy interesante y completa.

Cola reducida gracias al museumpass y tras Degas, cómo marchar sin echar un ojo a Impresionistas (una auténtica pasada), y ya de paso a post-impresionistas (Gauguin y Van Gogh) y los Signac, Seurat…

Total que sin comer salimos a la hora nona (por cierto ahora no se pueden sacar fotos en el Orsay), sándwich en el quiosco que hay en la plaza a la salida del museo, sentados en la escalera de la plaza y a l’Orangerie.

Nenúfares y otra interesante colección de cuadros con bastantes Degas, algún Gauguin, Modiglianis y otros.

Metro y al Instituo del Mundo Arabe, curioso y moderno edificio con terraza que da una magnífica vista sobre una parte de Paris y que nos cierran según llegamos.

Aunque nos da justo tiempo a echar un ojo.

Frustrada visita a la mezquita de Paris por culpa de un autobús que va por donde no debía.

Búsqueda casi desesperada de la calle Mouffetard, altamente recomendada, pero que no tiene nada de particular, amén de numerosos bares y restaurantes.

Cena en uno de ellos, Au Piano Muet. Bastante bien y por 85 €€ los tres con dos entecotes de pantalón largo, un salmón (una de salmón) tres postres y vino de la casa, flojito pero bebestible.

Paseo final por el Panteón, Sorbona y al metro para ir a descansar que nos lo hemos ganado. Y bien.

 

Esta entrada fue publicada en MIS VIAJES. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a 2012-06-16 PARIS

  1. Eva dijo:

    Pues a mi me gusta casi más Notre Dame por dentro que por fuera!!! es muy bonita!!!

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.